Paciente de sexo masculino de 53 años acude a la consulta presentando ligera tumefacción en el lado posterior  inferior derecho hace aproximadamente un mes.

Figura 1
Figura 2
Figura 3
Figura 4
Figura 5
Figura 6
Figura 7

A la apreciación de la radiografia panorámica  ( Imagen 1 ) se observa una imagen  radiolúcida en cuerpo y ángulo mandibular del lado derecho, que se extiende desde el reborde óseo alveolar hasta el reborde basal mandibular y desde la pieza 43 hasta la pieza 48, de límites definidos y bordes parcialmente corticalizados, produciendo la reabsorción radicular de las piezas 44, 45,  y raíz distal de la pieza 47, con expansión y adelgazamiento del reborde basal mandibular y desplazamiento de la pieza 48 hacia la rama ascendente mandibular del mismo lado y del conducto dentario inferior en sentido caudal. 

A la evaluación del estudio por tomografía Cone Beam mediante cortes axiales  (Imagen  2), cortes coronales (Imagen 3 y 4),cortes sagitales y proyecciones de máxima intensidad ( imagen 5 y 6) y  Reconstrucciones en 3D (Imagen 7) se observó una     Imagen hipodensa en cuerpo y ángulo mandibular del lado derecho, que se extiende horizontalmente desde la pieza 43 – distal hasta la pieza 48, y verticalmente del reborde óseo alveolar hasta el reborde basal mandibular, de límites definidos y bordes parcialmente corticalizados, que condiciona borramiento de la lámina dura de pieza 43, reabsorción radicular apical de piezas  45 y 44, desplazamiento craneal de pieza 48 hacia la rama ascendente mandibular, expansión y adelgazamiento de la cortical vestibular, lingual y del reborde basal mandibular, erosión de la cortical  vestibular en zona de pieza 46, erosión de la cortical alveolar en zona de pieza 47 – distal y desplazamiento caudal del conducto dentario inferior. Signos tomográficos sugerentes de Lesión tumoral benigna  Ameloblastoma uniquístico.

Comentario:

El Ameloblastoma es un tumor de origen epitelial, derivada de los componentes epiteliales del desarrollo del diente como son: restos de la lámina dental, epitelio reducido del esmalte, restos de malassez y capas de células básales del epitelio superficial suprayacente odontogénico benigno,  La Organización Mundial de la Salud lo define como una neoplasia polimórfica localmente invasiva que comúnmente tiene un patrón folicular o plexiforme, en un estroma fibroso. Su comportamiento ha sido descrito como el de un tumor benigno pero localmente agresivo. 

Los ameloblastomas representan 1% de todos los tumores maxilares y 10% de todos los tumores odontogénicos.

Presenta un crecimiento  lento y de forma silente, sin signos precoces evidentes, afectando fundamentalmente el hueso mandibular.

En relación, a la edad en que se presenta frecuentemente, la cuarta década de vida es la mas probable, aunque se puede presentar en cualquier edad de la vida.

Se localizan en el maxilar inferior (80%) y maxilar superior (15-20%), principalmente.

Los signos y síntomas más comunes son; tumefacción (75%), dolor (33%); en estudios tempranos no hay signos ni síntomas y la lesión se hace evidente solo en estudios radiográficos de rutina.

Cuando este avanza la asimetría y ligera deformidad del rostro se aprecia. Si la lesión abarca el maxilar superior, puede presentarse síntomas de obstrucción nasal, sangrado, trismos y compromiso del seno maxilar. Intraoralmente se observa una masa de tamaño variable, la cual da la apariencia de un ensanchamiento óseo. La lesión tiende a infiltrarse, apareciendo la mucosa de color normal, ulcerándose como resultado del trauma. Los dientes del área pueden presentar movilidad por la reabsorción radicular por la presión del tumor.

Radiográficamente presentan bordes definidos, las formas avanzadas presentan un adelgazamiento de la cortical, son las de tener un aspecto radiolucido multilocular como “Pompas jabón” si los lóculos son grandes o panal de abeja si son lóculos pequeños. Observándose en casi todos los casos expansión de cortical ósea y reabsorción de las raíces de los dientes adyacentes. En caso de que la lesión no este avanzada, se puede observar la forma unilocular dando la apariencia de un quiste dentigero.

La actitud terapéutica es compleja por su propensión característica a la recidiva, que surge de la posibilidad de dejar lesiones microscópicas periféricas y de la eventualidad de un origen pluricéntrico del tumor. La resección quirúrgica total de la zona afectada, es el procedimiento de la elección.

Contáctese con el autor:

Dr. Herzon Atoche Arizaga

Telf: 202-6550 anexo 224

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú
Vamos al Whatsapp.